El Congreso baraja una investidura entre el 19 y el 23 de septiembre

Fuente: WFG
10/09/2019 11:52

MADRID, 10 SEP. (Bolsamania.com/BMS) .- El entorno de la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, ya trabaja con un calendario para el segundo intento de investidura del presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez. Según fuentes de la Cámara Alta, los diputados empiezan a treparse para que el debate transcurra entre el 19 y el 23 de septiembre.



Estas fuentes señalan que la nueva ronda de contactos del rey Felipe VI con los grupos parlamentarios, de la que debería salir este candidato o, por el contrario, derivar en una disolución de las Cortes Generales y en una convocatoria electoral se celebrará entre el 16 y el 18 de septiembre. Es decir, el monarca empezará a entrevistarse con los portavoces el próximo lunes.



Después de esta cita, la investidura podría desarrollarse de 19 a 21 o del 21 al 23 de este mes, apurando el plazo que tiene el Congreso para dar su apoyo al candidato, con toda probabilidad, el secretario general del PSOE.



Entretanto, las negociaciones entre Unidas Podemos y PSOE se reanudan este martes, pero la sintonía entre ambas partes brilla por su ausencia. Se espera que los morados presenten una contrapropuesta después de que la semana pasada fueran los socialistas quienes pusieran sobre la mesa sus 370 medidas para gobernar. El partido de centro izquierda espera lograr un acuerdo programático, mientras los podemitas siguen con la idea de lograr un Gobierno de coalición.



La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, ha acusado a Podemos de mantener una postura inflexible, porque sólo les interesa una coalición de gobierno, que, a su juicio, busca un "cogobierno". En una entrevista en Telecinco, recogida por Europa Press, la vicepresidenta ha insistido en que por el PSOE "no va aquedar" que haya gobierno. "Nos hemos movido, mientras Podemos mantiene una posición inflexible, y desde el principio dijo que quería un cogobierno", ha criticado.



Según ha podido saber Bolsamanía, en las filas socialistas nadie apuesta por un giro de guión de última hora que permita al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, volver a intentar su investidura. Y las órdenes desde Ferraz son que ningún miembro del partido haga planes para octubre porque se da por hecho que entrarán en campaña electoral.



La postura actual del PSOE no se ha movido un ápice de la que mantenían antes de la investidura fallida de julio y el sentimiento en el entorno de Sánchez sigue siendo el mismo. "No quieren ni a Iglesias ni a nadie de Podemos en el Consejo de Ministros", explicaban a Bolsamanía desde el partido en ese momento. Un extremo que sostienen y al que añaden que el desencuentro entre ambos es fruto también de una falta de sintonía total en lo personal.