La hiperinflación argentina, el problema recurrente en los resultados de 2018

Fuente: WFG
01/02/2019 08:15

MADRID, 31 ENE. (Bolsamania.com/BMS) .- La hiperinflación argentina es el tema recurrente en los resultados de las compañías de 2018. Ha aparecido ya en muchas cuentas y amenaza con protagonizar otras muchas. La duda está en ver hasta qué punto este fenómeno impactará en las empresas con más exposición a este mercado, que en España son Telefónica, Santander, BBVA, DIA o NATURGY, entre otras.



En algunos casos, la duda ya se ha resuelto y ha quedado en evidencia hasta qué punto este asunto puede arrastrar las cifras del año pasado. Santander comunicó este miércoles que la inflación en Argentina había restado 239 millones de euros a su beneficio. "Desde septiembre la economía del país (Argentina) ha pasado a considerarse de alta inflación de manera que, de acuerdo con la normativa internacional de contabilidad, los resultados y el balance tienen que ajustarse. Esto tiene un impacto negativo en la cuenta de resultados de 2018 de 239 millones de euros", explicó el banco.



Naturgy, que comunicó también este miércoles sus resultados con unas pérdidas de 2.822 millones en 2018 por un deterioro de activos de 4.851 millones, destacó igualmente al impacto de Argentina en sus cifras. "La evolución de los tipos de cambio entre enero y diciembre tuvo un impacto negativo de 218 millones en el EBITDA y afectó a todas las divisas en las que opera la compañía, principalmente el peso argentino, el real brasileño y el dólar", afirmó la compañía.



Por su parte, BBVA ha publicado sus cifras esta viernes y ha informado de una caída del 31,3% en elresultado neto de América del Sur "afectada por el impacto de la hiperinflación en Argetina", que ha ascendido a -266 millones de euros.



VENDRÁN OTRAS



La hiperinflación es una subida en el nivel de precios muy rápida y continuada que supone una pérdida de valor constante para el dinero. Argentina atravesó un proceso hiperinflacionario entre 1989 y 1990. Además, en 1975 y 2018 vivió un proceso de "alta inflación" que el año pasado se categorizó también como "economía hiperinflacionaria".







Unilever informaba esta semana de que sus resultados del cuarto trimestre habían sido peores de lo esperado por el impacto de la hiperinflación argentina. La compañía explicó que los precios habían subido más de un 50% en el país y que esto había provocado una caída del volumen de ventas en el trimestre del 20%.



"Es sencillo. Los precios se disparan y la gente compra menos", explica a 'Bolsamanía' el economista Juan Ignacio Crespo. Crespo añade que, cuando una moneda se deprecia mucho, a la hora de trasladar los resultados a otra moneda, como el euro, "se plantea un problema". De hecho, la devalución en las divisas latinoamericanas fue un quebradero de cabeza el año pasado para muchas compañías y tuvo un impacto directo también en sus cifras y en su evolución en bolsa.



La hiperinflación tiene además otra peculiaridad, y es su efecto retroactivo, subraya Nuria Álvarez, experta de RENTA 4. "Afecta a todas las líneas de la cuenta de resultados - ingresos, gastos...- y a las cifras de todo el año porque hay que ajustar todos los resultados", explica esta experta. "Tiene además un efecto contable concreto de mayores provisiones, gastos...", añade Álvarez.



A lo largo de las próximas semanas muchas serán las compañías que presentarán cifras, tanto en España, como en el resto de Europa y también en Estados Unidos, y se prevé que muchos de estos resultados sufran el impacto de las divisas y, especialmente, de la situación que Argentina vivió el pasado año. Muy atentos estarán los inversores a las cifras de Telefónica (publica el 21 de febrero. La operadora genera el 6,7% de sus ingresos allí), pero también a otras muchas, como las de CODERE (genera el 39,6% de los ingresos en Argentina. Es su principal mercado); DIA (16%); EZENTIS (15,9%); PROSEGUR-cash" alt="PROSEGUR CASH" title="PROSEGUR CASH">PROSEGUR CASH (9,6%); Prosegur (7,8%); ABERTIS (4,3%); VISCOFAN (3,5%) o DURO FELGUERA (3,0%).