Berenberg, pesimista con CaixaBank: ve "muy alta" su expectativa de ingresos

Fuente: WFG
10/12/2018 09:28

MADRID, 05 DIC. (Bolsamania.com/BMS) .- Tras la presentación del nuevo plan estratégico de CAIXABANK, Berenberg no se muestra muy optimista con las previsiones de la entidad. Cree que las expectativas sobre ingresos del banco que dirige Gonzalo Gortázar son "demasiado altas", especialmente "en relación con sus competidores nacionales". Una posible "decepción" en relación con los ingresos también podría afectar a sus objetivos de capital.



Para la firma alemana, la estrategia que CaixaBank ha presentado para los próximos tres años "sigue centrada en el crecimiento de los ingresos", cuyas expectativas "siguen siendo demasiado altas". "El hecho de que los costes estén orientados a crecer un 3% al año, a pesar de las salidas de personal y de los cierres de oficinas, subraya la escala de su problema estructural de costes", señala.







CaixaBank prevé en su plan estratégico aumentar los costes un 3% por la inflación y mayores inversiones en tecnología, al tiempo que reducirá su red comercial un 18% (800 oficinas), lo que redundará en un recorte de la plantilla. "La inflación de costes estimada ya incluye ahorros por estas acciones, dejando poco (si es que hay) espacio a los gestores para afrontar cualquier decepción en los ingresos con reducciones de costes", apunta la firma. En su opinión, existe unmargen "limitado" para abordar los problemas de costes, "lo que genera un riesgo de ganancias significativo".



Por otra parte, Berenberg cree que el mercado sobreestima el valor de las participadas de CaixaBank. "Los riesgos se han reducido, pero estimamos que vender las participaciones que mantiene reduciría las ganancias un 11%, al tiempo que solamente generaría 90 puntos básicos de capital CET1", explica la firma de inversión.



CaixaBank decidió en septiembre poner fin a su alianza con REPSOL vendiendo su participación del 9,4% a pesar de tener que asumir unas pérdidas de 450 millones de euros. La operación se ejecuta poniendo una parte a la venta en el mercado y liquidando anticipadamente dos contratos de permuta de renta variable que constituyen el resto de la participación. El plan estratégico anterior de la entidad preveía una reducción del peso de la cartera de participadas en su consumo de capital.







La firma de inversión alemana mantiene el precio objetivo de 2,75 euros por acción otorgado a CaixaBank, que es casi un 21% más bajo que su cotización actual, que el miércoles cerró en 3,47 euros por título.



LA SUBIDA DE TIPOS NO SERÁ PARA TANTO



Berenberg no solamente se muestra pesimista respecto a CaixaBank, sino también sobre el resto del sector bancario. En su opinión, la subida de tipos "no será tan beneficiosa como se espera" para las entidades españolas. "El mercado está sobreestimando la capacidad de los bancos para conservar los beneficios de unos tipos de interés más altos, si se materializan y cuando lo hagan", señala la firma en un reciente informe.



De acuerdo con el análisis de la firma, es posible que los bancos tengan que asumir mayores alzas en sus intereses de las que fijará el supervisor, por lo que "los bancos con altas expectativas de ingresos pueden verse decepcionados".