Las petroleras subirían un 30% con el barril a 61 dólares, según Guinness

Fuente: WFG
08/11/2018 09:26

MADRID, 07 NOV. (Bolsamania.com/BMS) .- El sector energético y, en concreto, el petrolero está viviendo una gran divergencia entre el precio del crudo y las propias petroleras en bolsa. En octubre, el sector cayó en los parqués en línea con la debilidad general del mercado, aunque el coste del petróleo a largo plazo aguantó. Según Guinness, una de las gestoras independientes más conocidas de la City, este gap debe cerrarse, previsiblemente con una subida de las petroleras de hasta el 30%.



"Si las relaciones a largo plazo siguen siendo ciertas, o estos precios [del petróleo] caen, o el sector tiene que recuperarse desde estos niveles", contrapone la firma. Los resultados del tercer trimestre han confirmado un panorama de mejoras tanto por rentabilidad como por la sostenida tensión entre oferta/demanda, que les incita a creer a sus gestores que será el sector energético el que se recuperará en bolsa "para corresponder a la fortaleza de los precios del petróleo a largo plazo".



Su análisis de ciclos históricos muestra que una desaceleración del crecimiento económico trae crecimientos más lentos en la demanda de petróleo y, por ello, es normal esperar una reacción negativa del sector energético en bolsa.



Para Guinness Asset Management, lo especialmente interesante en este periodo de caídas de las bolsas es que, mientras los precios al contado han caído en torno a diez dólares el barril, los precios a largo plazo apenas se han movido en el último mes, y su media para el Brent y el West Texas está a 61 dólares el barril, un 10% arriba en los últimos seis meses.



LOS CÁLCULOS DE GUINNESS SOBRE LAS ENERGÉTICAS Y EL PETRÓLEO



A la boutique inglesa le alegra que esta dinámica haya sido ignorada por los mercados. Según sus cálculos, las acciones de compañías energéticas deberían subir entre un 25% y un 30% desde los niveles actuales si el precio a largo plazo del crudo fuera de 61 dólares por barril.



"Este arbitraje se va a cerrar o con una subida del sector o una caída del precio del petróleo a largo plazo, o una combinación de ambos. Nuestro análisis macro y de los valores de energía nos hace pensar que es más probable lo primero. Los arbitrajes de este calado no persisten mucho tiempo en estos mercados", asegura la gestora de fondos.



Para Guinness, 70 dólares por barril es el "precio perfecto" del petróleo a largo plazo porque "permitiría a la industria seguir en equilibrio". No obstante, "podría haber volatilidad en torno a ese precio". Sus responsables creen que el debilitamiento del panorama de proyectos nuevos por parte de la OPEP, la agudización de la caída en la curva de producción de petróleo de esquisto de Estados Unidos y un retraso en el comienzo de nuevos proyectos fuera de la OPEP, significa que los precios del petróleo a largo plazo tienen que estar en un nivel en torno a 70 dólares por barril.