François Lavier (Lazard Frères Gestion): El sector financiero europeo ya ha pasado lo peor

Fuente: WFG
23/04/2018 08:15

MADRID, 23 ABR. (Bolsamania.com/BMS) .- La deuda europea es un activo complicado para la rentabilidad en los tiempos que corren. No obstante, François Lavier, responsable de estrategias en deuda híbrida financiera de Lazard Frères Gestion, confía en él. Su apuesta es la deuda subordinada financiera, un reducto de la deuda donde Lazard ve más valor asumiendo más riesgo.



Con el crecimiento global que se espera por consenso en los mercados desarrollados (incluida la zona euro) y los mercados emergentes, ¿cree que es el momento de invertir en renta fija a pesar de las valoraciones? ¿Qué ventaja ve en la deuda subordinada financiera en comparación con la renta variable? ¿Cómo puede el aumento de la inflación afectar el mercado de deuda subordinada financiera?, ¿y al mercado de deuda?



La deuda subordinada financiera es una clase de activo interesante porque los fundamentales de los países y las compañías financieras están mejorando, porque los spreads son más altos que en el resto de la renta fija y porque, si comparamos la renta fija subordinada financiera con la renta variable, hay menos riesgos y menos volatilidad. Nos gusta la idea de la deuda híbrida porque es un segmento entre el equity y la deuda, no sólo en términos de riesgo, también de volatilidad. Eso hace que sea atractivo para las personas que quieren obtener interesantes rendimientos sin asumir tanto riesgo como invirtiendo en acciones.



¿Cómo puede el aumento de la inflación afectar al mercado de deuda subordinada financiera?, ¿y al mercado de deuda?



Los bonos subordinados financieros tienen un nivel de rendimiento o spread elevado,lo que hará que no se vean afectados en términos de precios por la subida de tipos. En cambio, emisiones de deuda tipos investment grade sí se van a ver impactadas porque los spreads son muy bajos y los precios se verán afectados rápidamente. Ahora bien, los tipos no deben subir demasiado, ni de repente, porque eso provocaría volatilidad y tendría consecuencias para todos los mercados.



Los bancos centrales también continuarán normalizando su política monetaria este año si no ocurre nada extraño. ¿Cómo puede esto afectar al mercado de deuda subordinada financiera?



El BCE no compra deuda subordinada financiera, lo que hace que el hecho de que deje de comprar deuda no tenga un efecto directo en estas emisiones, aunque podría tener un efecto indirecto en términos de demanda global si el BCE empuja a comprar otros activos. No obstante, como hemos comprobado con el final de las compras por parte de la Fed, no se han producido efectos negativos gracias a que la economía está en buena forma.



¿Cómo ve el entorno para los bancos y las compañías de seguros?



Creemos que el sector financiero europeo ya ha pasado lo peor. En Europa los bancos están más capitalizados, los balances están aumentando y son más líquidos. Al tener más capital y liquidez, la calidad de los bancos europeos es mayor. Además, en el futuro, los bancos y aseguradoras van a disfrutar de la subida de tipos, pues a mayores tipos, mayores beneficios.



¿Qué riesgos deben vigilar los inversores?



En el caso de la deuda subordinada financiera, el primero es el riesgo de la calidad del banco y el segundo riesgo es la falta de conocimiento. Es difícil para un inversor invertir directamente en deuda subordinada porque es un mercado muy complicado de seguir, en cambio, a través de fondos, como el Lazard Capital o el Lazard Credit, logramos una mayor diversificación y aportamos una experiencia de más de 10 años que nos hace entender el mercado ylas cláusulas de cada emisión.



Por supuesto, también existe el riesgo de caídas de mercado, como para cualquier activo. Y, por último, el riesgo de la economía, pues la salud de los bancos depende de la salud económica.



¿Trump se está convirtiendo en un nuevo factor de riesgo para la inversión?



Cualquier comentario de Trump es un riesgo en cuanto a que puede producir volatilidad en los mercados, pero estamos viendo que la volatilidad que provoca cada vez es más a corto plazo. No lo vemos como un riesgo de largo plazo y no supone un riesgo real, ni para la economía, ni para las empresas.



¿Por qué cree que muchos inversores infraponderan la deuda financiera subordinada?



Por varias razones:



- Mucha gente teme el sector financiero por lo que ha pasado en la crisis, pero si tenemos una cartera diversificada, con gestores con un alto conocimiento y experiencia, el riesgo puede disminuir mucho.



- Porque es una clase de activo muy complicada y mucha gente, al no conocer cuáles son las posibilidades y los riesgos, prefiere no invertir en ella, pero para entenderlo y explicarlo estamos los gestores, en los que pueden confiar su dinero.



- Es un activo mucho menos conocido que otros dentro del mercado de renta fija. Sin embargo, creemos que, al ser un activo nicho se pueden encontrar oportunidades mucho más interesantes que en el crédito o bonos de gobierno.



Entre las principales posiciones de los fondos Lazard Credit y Lazard Capital se encuentran varios bancos españoles, ¿qué ventajas y riesgos ve en los bancos españoles?



La inversión en algunos bancos españoles es un ejemplo de nuestra filosofía de selección: nos gusta la economía del país y nos gusta la salud de los bancos españoles, en los que se pueden obtener altos rendimientos; sólo hay que mirar lo que ha pasado durante el primer trimestre, en el que casi todos los mercados han caído, renta variable, bonos de gobierno, crédito… sin embargo, la deuda subordinada de bancos de países periféricos ha subido.