Las bolsas europeas buscarán seguir subiendo mientras Trump 'tiende la mano' a China

Fuente: WFG
09/04/2018 07:55

Nueva semana, mismas preocupaciones. La guerra comercial entre China y Estados Unidos continuará centrando la atención de los inversores -Donald Trump se ha declarado convencido de que llegará a un acuerdo comercial con en el gigante asiático-, pero también otros asuntos de índole político, como las declaraciones de Corea del Norte afirmando que está dispuesta a la desnuclearización, la situación política de Lula en Brasil (ya ha pasado su segunda noche en la cárcel) o las últimas elecciones en Hungría, que han vuelto a dar la victoria al ultraconservador nacionalista Viktor Orbán.



La semana comienza, por tanto, con estas referencias y también con cierta tranquilidad (los futuros vienen planos, con ligeras alzas) después de que la semana pasada se consiguieran 'salvar los muebles' en un contexto de considerable volatilidad. El Ibex, que cerró la semana pasada con alzas acumuladas del 0,9% de media, arrancará ésta por encima de los 9.600 puntos y muy cerca de los 9.700 (9.682 puntos). Cabe recordar que Wall Street cerró el viernes pasado con caídas superiores al 2% y eso siempre es malo. Sin embargo, en Asia, y después de las declaraciones de Trump respecto a China de este domingo, las alzas han predominado claramente.



"El presidente Xi (Jinping) y yo siempre seremos amigos, pase lo que pase con nuestra disputa sobre el comercio. China eliminará sus barreras comerciales porque es lo correcto. Los impuestos se volverán recíprocos y se llegará a un acuerdo sobre propiedad intelectual. ¡Gran futuro para ambos países!", publicó Trump en su cuenta de Twitter.



"(El tuit de Trump) podría verse como una señal de que todoterminará en un trato después del anuncio de nuevos aranceles por valor de 100.000 millones sobre China a finales de la semana pasada. Por tanto, será interpretado positivamente por los mercados", señalan los expertos de Danske Bank. "Todavía creemos que el resultado final del conflicto comercial será una solución negociada y no se espera una guerra comercial total. Sin embargo, parece que las cosas podrían empeorar antes de que mejoren", añaden estos analistas.



Michael Hewson, director de análisis de CMC Markets en Reino Unido, recuerda que esta semana comienza la temporada de resultados en Estados Unidos (el viernes se publicaran las cuentas de varias grandes entidades, como las de JP Morgan) y que mucho de lo que hagan las bolsas tendrá que ver con el tono de estas cuentas. "Los inversores tendrán que mirar más allá del impacto de la reforma fiscal a la hora de analizar estas cifras", señala Hewson.



Por lo demás, este lunes es noticia que Deutsche Bank ha nombrado a Christian Sewing como su nuevo director ejecutivo. Sewing es especialista en banca minorista lo que ha planteado algunas dudas sobre su capacidad para impulsar el área de inversión de la entidad.



Por otro lado, y siguiendo con las novedades en el ámbito político, Italia parece que está más cerca de formar Gobierno. La coalición de centro-derecha (integrada por la 'Liga Norte', 'Forza Italia' y los 'Hermanos de Italia') se ha comprometido a presentar un frente unido en una nueva ronda de conversaciones con el presidente de la República, Sergio Mattarella.



En cuanto al calendario de datos del día, la balanza comercial de Alemania de febrero alcanzó los 18.400 millones de euros frente a los 20.100 millones de euros esperados. A lo largo de este lunes habrá pocas referencias. Cabe destacar que el vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Vitor Constancio, hablará en la Comisión de Asuntos Económicos del Parlamento Europeo.